0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 0 0 Flares ×
Martes 22 de Noviembre de 2011: Nueva jornada bajista en el Ibex para continuar con la tendencia de corto iniciada a finales de octubre cuando dejamos una señal de reversal day en el gráfico diario tal y como anunciamos entonces. Desde ese momento el Ibex ha caído 1.600 puntos en menos de un mes, lo que da idea de la potencia de esa señal. Y una señal así es la que estamos buscando estos días para ver un giro en el gráfico diario que nos pueda indicar la posibilidad de un rebote algo más sólido. Mientras tanto, aunque lleguemos a objetivos bajistas, los largos que podamos abrir deben tener fecha de caducidad muy cercana. Como hemos dicho, mientras esa señal no exista, los largos debemos protegerlos con un stop profit tan pronto como podamos y cerrarlos al llegar al primer objetivo alcista, aunque sea una parte de los largos y no todos. Ya habrá tiempo, cuando tengamos esa señal alcista de poder dejarlos algo más de tiempo. De momento, la cosa sigue complicada. Veamos los gráficos.

El gráfico diario sigue sin mostrarnos esa señal de giro. No la hay, aunque hayamos tenido la opción muchas veces en niveles importantes. Y el caso es que tras perderse el 61,8% de la subida desde mínimos de septiembre, el último nivel antes de tener que visitar el origen del impulso está en el 78,6%, justo donde hemos cerrado hoy. El problema que tenemos es que hemos penetrado la bajista azul claro que estaba sirviendo de apoyo para esta caída. Y eso o puede significar que vamos a incrementar la pendiente más si cabe o que es una falsa rotura para desde aquí rebotar. El caso es que el RSI ya ha llegado a la alcista desde hace un año, tal y como esperábamos, pero el MACD parece que quiere irse más abajo aún. Un MACD que sigue cortado a la baja, en terreno negativo, con pendiente negativa… Y el precio por debajo de todas las medias habidas y por haber…. Es decir, que no tenemos ningún argumento para esperar que nos giremos aún… A menos que seamos capaces de resolver el galimatías del recuento desde máximos de octubre y podamos dar algo de luz y fijarnos en una cota que pueda ser la que nos dé la opción de un rebote. Un rebote que debería no estar lejos, incluso deberíamos verlo esta semana, a menos que la situación sea tan mala que vayamos a irnos al pozo ya directamente. Por tanto, se trata de descubrir el recuento correcto desde esos máximos de octubre.

Y para intentar ver ese recuento desde máximos de octubre, que nos ha traído de cabeza, vamos a modificar un poco lo que venimos haciendo últimamente y vamos a ver el gráfico del DAX desde entonces, para ver si nos da algo de claridad. El caso es que el DAX, al cierre de hoy solo ha llegado al 61,8% de la subida desde mínimos de septiembre, lo que puede parecer indicar que esta caída es solo una corrección a esa subida y que después debe quedar un nuevo tramo al alza. Entonces, la idea es que desde el máximo de octubre estemos haciendo una ABC correctiva y eso parece si miramos el gráfico. Habríamos hecho una primera A bajista para luego hacer una corrección en triángulo y ahora estar haciendo la C, que debe hacerse en 5 bajistas. Si la C fuera igual a la A deberíamos tener un objetivo bajista en el 5.359, es decir, un 3% por debajo del precio del cierre de hoy. Si miramos el recuento de la C, parece que habríamos hecho ya la i y la ii y que estaríamos en la iii, concretamente en la (v) de la iii. Si la iii fuera igual al 162% de la i, el objetivo estaría en el 5.495 y desde ahí deberíamos rebotar para formar la iv antes de volver a caer para terminar la v. La iv no debería ir más allá del 5.650- 5.700 para luego terminar la v en los niveles señalados si es que no tenemos algún fallo. Por ello, deberíamos ver mañana un mínimo bajo el de hoy para después tener un rebote y luego tener el último tramo bajista antes de que debiéramos ver un rebote mayor. La pregunta es si ese rebote mayor llevará al DAX a los máximos de octubre, lo dejará más abajo o algo más arriba. Lo que parece claro es que deberíamos terminar probablemente esta semana la C bajista.
El gráfico del DAX parece muy claro, el del Ibex menos. Y es que también es lógico por cuanto es el más débil y afectado por la que está cayendo. Si el DAX primero hizo una A y luego una corrección en triángulo para después empezar la C, el Ibex, al estar mucho más débil, la corrección al tramo bajista inicial se hizo en un canal descendente. Entonces vamos a cambiar el recuento que habíamos venido considerando. Suponemos que hicimos 5 bajistas completas desde máximos de octubre hasta el mínimo del 3 de noviembre en lo que habría sido una A. Después, lo que en el DAX fue un triángulo, en el Ibex habría sido una ABC irregular en canal bajista y encima con fallo de irregular en lo que sería la B. Y desde entonces estaríamos haciendo la C. Entonces, si la C fuera igual a la A, el objetivo bajista estaría en los 7.669. Dentro de esta C habríamos hecho la 1 y la 2 (en especie de triángulo) y ahora estaríamos en la 3, una 3 para que el objetivo estaría en el 7.680 si fuera igual al 162% de la 1, luego debería venir un rebote para la 4 para terminar, posiblemente, en esa zona del 7.669 señalada. Y el objetivo temporal para terminarla podría estar el viernes al final de la sesión de modo que la C durara el 262% de la A. Y ya, tras el cierre del viernes que el fin de semana, por supuesto con el mercado cerrado, nos dieran una sorpresa que empujara al Ibex arriba o bien que durante la sesión del lunes o viernes sea cuando se produzca la señal de giro en el gráfico diario.
Si hacemos un zoom en la que sería la C, vemos como hicimos una primera bajista, la 1, luego una 2 que terminaría el 18 y no el 16 porque entonces habríamos penetrado la bajista 0-2 en la 3 y ahora estar haciendo la 3. El objetivo para la 3 podría estar en el 7.672, aunque antes tendríamos que terminar la iii de esta 3, cuyo objetivo podría estar en el 7.800 de modo que fuera igual al 162% de la i de la 3. En esa zona del 7.776-7.800 deberíamos ver un rebote para hacer la iv, aunque nada espectacular (no debería pasar de la zona del 7.950) para luego volver a caer y terminar la v de la 3 en esa zona del 7.672. Ahí sí que podríamos ver un rebote algo mayor para hacer la 4 y luego la 5 abajo, que podría terminar tal vez en un doble suelo. Para que todo esto ocurriera, mañana deberíamos ver como se rompe por abajo el canal bajista que hemos señalado. Un rebote con superación del 8.140 sería una señal que nos diría que el recuento no es bueno.
Por tanto, si este recuento fuera el bueno, deberíamos bajar algo más antes de poder tener un rebote de cierta importancia. Mañana deberíamos volver a hacer mínimos, aunque podamos tener rebotes intermedios para terminar el tramo bajista probablemente al final de la semana. Y después, podría ser que tuviéramos a bien empezar un tramo de rebote, que en el Ibex, vista su debilidad, lo más normal es que no llegue al máximo de octubre. Pero mientras no se pierdan los mínimos de septiembre, todavía podría ser posible. Veremos si esto es así o no.
0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 0 0 Flares ×
Opt In Image
¡Suscríbete!
Y llévate gratis el eBook

 

Responsable: José Carlos Estévez

Finalidad: Envío de análisis diarios

Legitimación: Tu consentimiento

Destinatarios: Tus datos se encuentran alojados en los servidores de MailChimp, ubicados en Estados Unidos y acogida al Privacy Shield

Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos. Consulta la política de privacidad.

MaloPobreNormalBuenoExcelente (Sin votos)
Cargando…
AVISO/DISCLAIMER
La Bolsa de Psico no constituye una oferta ni solicitud de compra o venta de valores , por lo tanto, no se responsabiliza de las consecuencias de su uso y no acepta ninguna responsabilidad derivada de su contenido. Igualmente, no se responsabiliza de las opiniones o sugerencias expresadas por terceros en los comentarios.
gplus-profile-picture
Escrito por José Carlos Estévez García
Ingeniero de Telecomunicación y Máster en Administración y Dirección de Empresas por la Universidad Politécnica de Madrid. Consultor de profesión, analista técnico de devoción. Enamorado de los mercados bursátiles y de la Teoría de las Ondas de Elliott. Fundador de la web La Bolsa de Psico