0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 0 0 Flares ×

Durante muchos siglos se había mantenido como cierta la teoría de Ptolomeo según la cual la Tierra permanecía inmóvil y que era el centro del Universo, girando el sol, la luna, los planetas y demás astros a su alrededor.

Esta teoría seguía vigente durante el Renacimiento, y uno de sus mayores defensores era la Iglesia, que consideraba que era la que se adaptaba a las enseñanzas bíblicas. Sin embargo, durante el Renacimiento, surgieron gran cantidad de científicos y pensadores que abrieron una nueva etapa en el pensamiento en Europa. Entre ellos tenemos a Copérnico, que estableció el modelo heliocéntrico, según el cuál, el Sol era el centro del Universo y la Tierra giraba a su alrededor.

Uno de los más famosos científicos del Renacimiento fue Galileo Galilei. Y éste defendió la teoría copernicana incluso en la misma Roma ante la Iglesia. Unos años más tarde, cuando ya contaba con 70 años, fue procesado por la Santa Inquisición y ante dicho tribunal, Galileo abjuró de la teoría heliocéntrica, ante la presión del tribunal y para evitar males mayor (aunque fuera condenado a arresto).

Y es aquí cuando la tradición dice que después de que Galileo se retractara de la teoría heliocéntrica ante el tribunal, murmurara un “Y sin embargo se mueve” (Eppur si muove), dejando bien claro que la confesión había sido obligada y que él firmemente creía el que la Tierra era la que se movía alrededor del Sol, como al final se acabó demostrando y aceptando.

Pues bien, la situación actual de las bolsas bien podría asemejarse a esta situación en la que se vio metido Galileo. La crisis sigue vigente al máximo. Hoy hemos visto como UBS desempolvaba nuevos esqueletos del armario, sacando nuevas pérdidas por valor de 19.000 millones de dólares por la crisis subprime, Deustche Bank reconocía otros 2.500 millones de write-down… Lehman Brothers comunicaba la emisión de 3.000 millones de dólares en acciones preferentes para tapar pérdidas….

Posteriormente, el ISM manufacturero de Estados Unidos quedaba en 48,6, que era mejor de lo previsto, pero que seguía quedando por debajo de 50, lo que demuestra a las claras que la situación sigue siendo mala en Estados Unidos.

Y, pese a todo, las bolsas han vivido una jornada de éxtasis alcista, rompiendo niveles importantes por todos lados. Y ante una situación así, lo mejor es no llevar la contraria. Siempre decimos que no hay que llevar la contraria a la tendencia, y ahora mismo, en el corto plazo, parece que la tendencia es alcista. Ya decíamos que si se rompían niveles críticos, asistiríamos a cierres masivos de cortos, lo que podría llevar a alzas muy importantes.

Así pues, debemos hacer como Galileo, de momento, ante la fortaleza que muestran las bolsas y las subidas, negaremos la crisis, pero en voz baja diremos “Y sin embargo la crisis está ahí”. Y es que, al igual que luego se tuvo que reconocer que Galileo tenía razón, lo normal es que volvamos a ver nuevos episodios de la crisis que nos afecten otra vez.

Pero, en el corto plazo la situación es claramente alcista. El Dow Jones vuelve a romper la directriz bajista dejándonos una gran vela blanca Marubozu abierta, que, sin embargo, no ha podido romper el nivel de los 12.707 que se corresponde con el 50% de Fibonacci de la caída desde el 11 de Diciembre. Hay que estar muy atentos a este nivel, cuya ruptura nos llevaría hacia los 12.959, 61,8% de Fibonacci de dicha caída.


En cuanto al DAX, después del doji libélula de ayer, hoy nos queda una gran vela blanca que podría formar una pauta de estrella del amanecer y que ha roto el 61,8% de Fibonacci de la caída desde el 28 de Febrero. Esto nos puede conducir, en primer ainstancia, hacia los 6.907, que se corresponden con el 38,2% de Fibonacci de la caída desde comienzos de Enero hasta el 17 de Marzo.


En cuanto a Euro Stoxx, que era el índice más retrasado, hoy ha roto con claridad la directriz bajista, así como el 61,8% de Fiboancci de la caída desde el 27 de Febrero. Esto puede llevarnos, en primera instancia hacia los 3.811, que se corresponden con el 38,2% de Fibonacci desde la caída desde finales de año.


Y el Ibex, del que decíamos ayer que era el que peor estaba, y que se había dejado dos huecos en el camino que rellenar, pero que si los demás índices lo arrastraban podría irse para arriba, ha roto con claridad los niveles críticos que nos teníamos fijados desde hacía mucho tiempo… Ha rellenado el gap pendiente de ayer y el del 21 de Enero en un solo día, y el siguiente nivel son los 14.000 (en realidad los 13.980), que se corresponden con el 50% de Fibonacci de la caída desde Noviembre.


Por tanto, y a pesar de las fuertes subidas de hoy, las perspectivas a corto son muy buenas, pudiendo ver nuevas alzas. La tendencia a corto ha pasado a ser claramente alcista, pero solo la tendencia a corto. Por tanto, estaremos muy atentos para ver hasta donde nos llega este rebote. En el Ibex tenemos el objetivo más cercano en los 14.000 y luego, más arriba en los 14.500. Pero habrá que ver si llegamos hasta allí o no. Y, sobre todo, lo que pase después. Y es que, “y sin embargo la crisis está ahí”.

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 0 0 Flares ×
Opt In Image
¡Suscríbete!
Y llévate gratis el eBook

 

Responsable: José Carlos Estévez

Finalidad: Envío de análisis diarios

Legitimación: Tu consentimiento

Destinatarios: Tus datos se encuentran alojados en los servidores de MailChimp, ubicados en Estados Unidos y acogida al Privacy Shield

Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos. Consulta la política de privacidad.

MaloPobreNormalBuenoExcelente (Sin votos)
Cargando…
AVISO/DISCLAIMER
La Bolsa de Psico no constituye una oferta ni solicitud de compra o venta de valores , por lo tanto, no se responsabiliza de las consecuencias de su uso y no acepta ninguna responsabilidad derivada de su contenido. Igualmente, no se responsabiliza de las opiniones o sugerencias expresadas por terceros en los comentarios.
gplus-profile-picture
Escrito por José Carlos Estévez García
Ingeniero de Telecomunicación y Máster en Administración y Dirección de Empresas por la Universidad Politécnica de Madrid. Consultor de profesión, analista técnico de devoción. Enamorado de los mercados bursátiles y de la Teoría de las Ondas de Elliott. Fundador de la web La Bolsa de Psico