0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 0 0 Flares ×

Hace ya más de un año te señalaba que el gráfico de OHL se mostraba como peligroso. A pesar de haber hecho un máximo histórico en 2014, lo que nos señalaba el recuento de Elliott era que debería venir una caída importante. La última subida era correctiva y eso implicaba la caída que estamos viendo ahora.

Más tarde, en mayo de 2015, cuando el valor empezó a desplomarse supuestamente por la aparición de casos de corrupción en la filial mexicana de la compañía, te señalé que la caída debería durar más y que tal vez podría irse por debajo del mínimo de 2009.

Pero ahora vamos a ir un paso más allá. Porque si en ese último análisis te hablé de una posible corrección en ABC tras un impulso alcista completo hasta el máximo de 2007, ahora vamos a ver cómo la corrección debería durar bastante más de lo que te señalé entonces. Y puede abrirse la puerta a que la corrección se haga en triángulo y no en ABC. O bien que si es un ABC, la C se haga en pauta correctiva pero que deba durar mucho más.

Vamos a ver el gráfico y todo lo que Elliott nos permite decir sobre él.

Gráfico OHL desde 1993

Lo primero que te tengo que decir es que para un gráfico de tan largo tiempo en el que hay tanta diferencia entre el precio máximo y el mínimo el gráfico que debes utilizar es el gráfico logarítmico y no el lineal. En él es en el que vas a poder ver mucho mejor todos los movimientos y las ondas.

Gráfico OHL desde 1993

Gráfico OHL desde 1993

Una vez que tienes claro ya el gráfico que debes utilizar, hay que empezar a contar ondas. Desde el mínimo de 1993 al máximo de 2007 todo parece indicar que se hicieron 5 ondas alcistas. Las piezas encajan, con una onda 2 que dura más tiempo que la onda 1 y que se queda en el 61,8% de la subida. Después una onda 4 que también dura más que la onda 3 y por fin, tras una onda 5 final, la 2-4 se corta más deprisa de lo que se hizo la 5.

Ahora piensa un poco sobre lo que esto conlleva. Se ha hecho un impulso alcista entero entre 1993 y 2007. Por tanto, ahora la corrección posterior debe de ser o bien una onda 2 de un impulso alcista mayor o bien una onda B de un zigzag alcista.

¿Y qué consecuencias tiene esto? Pues en cualquiera de los dos casos debe ocurrir lo siguiente:

  • La corrección completa al impulso alcista previo debe durar, como poco, lo mismo que el impulso alcista
  • La corrección debe acabar por encima del 61,8% de ese impulso alcista.

¿Y en qué pueden diferenciarse las dos opciones? Pues en el caso de que estemos en un impulso alcista mayor, la corrección no puede hacerse en forma de triángulo para ser una 2, mientras que si se trata de un zigzag la corrección sí que puede hacerse en triángulo.

¿Y dónde nos encontramos ahora? Date cuenta de que estamos en una corrección en precio por debajo del 61,8% pero que en tiempo está muy lejos de lo que duró el impulso alcista inicial. Es decir, que tienes una corrección que debe durar aún mucho más en el tiempo pero que en precio debe acabar por encima del precio actual. ¿Cómo se puede conseguir eso?

Bien, si consideras que la caída entre el máximo de 2007 y el mínimo de 2009 fue una onda A y la subida a máximo de 2014 una onda B, ahora se debe estar haciendo una onda C. Hasta ahí parece todo correcto. Pero para que esta corrección dure lo mismo, al menos, que el impulso alcista previo, ésta debe durar hasta septiembre de 2021. Es decir, casi 7 años más. Y parece demasiado para una onda C.

En un ABC sabes que la onda C debe durar, al menos, lo mismo que la onda A, por lo que ésta debe irse a abril de 2016 como poco. Pero con eso no llegamos a 2021. Además, la onda C ya está por debajo del 61,8% del impulso previo. Luego hay algo que no encaja.

Y sólo hay dos opciones para que el puzzle encaje. La primera es que la corrección no se esté haciendo en ABC simple, sino que se esté haciendo en triángulo. Eso significaría que después de acabar esta onda C se debería hacer una onda D y una E, con lo que tendríamos tiempo para llegar a 2021 como poco y encima la onda E podría acabar por encima de ese 6,84 que es el 61,85.

La segunda opción es que sí que estemos en un ABC simple, pero la onda C se esté haciendo en pauta terminal, lo que daría margen para que durara varios años y alcanzara 2021 o más. Y para terminar por encima de ese 6,84 debería haber un fallo final en la onda v de esta C. Pero eso se vería dentro de unos cuantos años.

En el primer caso eso significaría que estamos en un escenario de zigzag, con el primer impulso alcista como onda A y esta corrección actual como onda B en forma de ese triángulo. Después quedaría otro impulso alcista para hacer una onda C.

En el segundo caso podríamos estar o bien en un zigzag o bien en un impulso alcista mayor, pero eso habría que evaluarlo dentro de unos años, cuando acabe la corrección y empiece el siguiente tramo alcista.

De momento debes de quedarte con estas opciones básicas que te he contado. Que la corrección debería durar varios años más y que al final debe acabar por encima del 6,84.

Si ves que los acontecimientos se van separando de esto que te he contado, entonces habrá que pensar que lo que se hizo entre 1993 y 2007 no fue un impulso, por mucho que lo parezca y habría que pensar en una subida correctiva con un ABC hasta la marcada como 3, luego una X y ahora otro ABC, con la A en la 5, ahora la B y después una C alcista. Y ahí ya no habría que esperar a 2021 ni acabar por encima del 6,84. Con acabar después de abril de 2016 y hacerlo incluso por debajo del mínimo de 2009 valdría para luego hacer otra C alcista.

En los próximos meses iremos viendo cómo evoluciona todo para intentar conocer cuál es la opción correcta.

Foto «Torre Espacio (Madrid) 09a» de Luis García. Disponible bajo la licencia CC BY-SA 3.0 vía Wikimedia Commons

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 0 0 Flares ×
Opt In Image
¡Suscríbete!
Y llévate gratis el eBook

No te preocupes, a mí tampoco me gusta el SPAM 🙂

MaloPobreNormalBuenoExcelente (Sin votos)
Cargando…
AVISO/DISCLAIMER
La Bolsa de Psico no constituye una oferta ni solicitud de compra o venta de valores , por lo tanto, no se responsabiliza de las consecuencias de su uso y no acepta ninguna responsabilidad derivada de su contenido. Igualmente, no se responsabiliza de las opiniones o sugerencias expresadas por terceros en los comentarios.
gplus-profile-picture
Escrito por José Carlos Estévez García
Ingeniero de Telecomunicación y Máster en Administración y Dirección de Empresas por la Universidad Politécnica de Madrid. Consultor de profesión, analista técnico de devoción. Enamorado de los mercados bursátiles y de la Teoría de las Ondas de Elliott. Fundador de la web La Bolsa de Psico