0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 0 0 Flares ×

Habitualmente, cuando compramos un producto o nos prestan un servicio y tenemos un problema, nuestra única solución es llamar por teléfono al servicio técnico para notificar la avería o el problema y que ellos intenten solucionárnoslo.

El servicio técnico de muchas de las grandes compañías está organizado de la siguiente forma:
– Disponen de un número de teléfono al que el usuario debe llamar para comunicar el problema. Cuando existen problemas típicos, un sistema automático se los enumera al usuario para que, sin más que pulsar una tecla del teléfono, el sistema reconozca cuál es el problema o la consulta del usuario.

– En caso de que el problema del usuario no parecca poder encuadrarse con ningún problema típico, o cuando este problema requiere de la atención de un técnico, la llamada es desviada a un operador para preguntar al usuario por su problema. En caso de que este operador o técnico sea capaz de solucionar el problema del usuario, lo hace él mismo.

– Si este operador o técnico no puede solucionar él mismo la avería, entonces escala la incidencia a un segundo nivel de soporte, a fin de que el problema del usuario final pueda resolverse a la mayor brevedad posible. Si este segundo nivel tampoco es capaz de solventar la situación, vuelve a escalar la incidencia a otro tercer nivel. Y ya depende de la empresa el número de niveles que haya para solucionar las incidencias.

Pues bien, en la bolsa nos pasa algo parecido. Cuando tenemos un problema y se producen caídas, vamos teniendo varios niveles de soporte que intenten frenar la caída y resolver nuestro problema. Y si un primer soporte no funciona y no puede parar la caída, escala la incidencia al siguiente nivel de soporte.

Y hemos visto que, aunque la cosa pintaba mal y que la proyección de caída era más grande, sin embargo, el primer nivel de soporte ha aguantado de momento. Así, en el Dow Jones tenemos que los 12.618 han aguantado, aunque se hayan llegado a perder en el intradía. La situación no ha mejorado aún, para ello habría que recuperar la directriz bajista desde Octubre que se rompió al alza y que ahora ha sido penetrada a la baja. Además, es muy importante el nivel de los 12.715, punto donde se confirmó el doble techo del Dow Jones y que nos daba proyección de caída hasta los 12.275. La situación aún no ha mejorado, pero, por lo menos, hemos visto que el servicio técnico nos ha atendido y la primera solución que nos han dado, parece funcionar….


En cuanto al Dax, vemos como la caída se ha frenado justo en la directriz alcista iniciada en Marzo, que además coincidía con el soporte de los 7.000 puntos. Esta directriz y este soporte es fundamental para las bolsas europeas. Si se mantiene, no harbá mayores problemas, pero si se rompe, las cosas empeorarán claramente.


El Euro Stoxx también vemos que ha frenado su caída en el soporte de los 3.772, aunque se rompiera en el intradía. La proyección de caída tras romper la cuña sigue estando ahí, pero, vamos a ir paso a paso, ya que, al igual que se produjeron falsas roturas por arriba, lo mismo podría pasar por abajo.


Como vemos en el gráfico de los 30 minutos, ahora mismo tenemos varios niveles a corto para Euro Stoxx… Por arriba los 3.795, por abajo los 3.772 y más abajo los 3.737. Éstos dos últimos son los niveles del servicio técnico que tenemos para resolver nuestro problema. Si no son capaces de solucionarlo, la cosa empezará a complicarse más.


Y, por último, tenemos al Ibex, que ha aguantado el soporte de los 13.798, aunque se penetraran de forma importante durante el intradía. En este nivel tenemos el hueco alcista del 2 de Mayo, y, ahora que se ha cerrado, veremos qué sucede. De momento, es positivo que se haya mantenido al cierre.


Por tanto, mucha atención a la sesión de hoy y a ver si el servicio técnico puede solucionar nuestro problema. Pero mucho ojo, no vaya a pasar lo que es habitual, que cuando vienen a nuestro domicilio a ver el problema y a solucionarlo, resulta que el aparato funciona correctamente, y según se ha ido el técnico, vuelve a dejar de funcionar.

Así pues, la situación nos exije mucha prudencia aún, pero, mientras los soportes aguanten, la cosa no será tan negativa. Además, hay que tener en cuenta que el volumen sigue siendo muy bajo, lo que le da menor fiabilidad a las rupturas, tanto al alza como a la baja.

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 0 0 Flares ×
Opt In Image
¡Suscríbete!
Y llévate gratis el eBook

No te preocupes, a mí tampoco me gusta el SPAM 🙂

MaloPobreNormalBuenoExcelente (Sin votos)
Cargando…
AVISO/DISCLAIMER
La Bolsa de Psico no constituye una oferta ni solicitud de compra o venta de valores , por lo tanto, no se responsabiliza de las consecuencias de su uso y no acepta ninguna responsabilidad derivada de su contenido. Igualmente, no se responsabiliza de las opiniones o sugerencias expresadas por terceros en los comentarios.
gplus-profile-picture
Escrito por José Carlos Estévez García
Ingeniero de Telecomunicación y Máster en Administración y Dirección de Empresas por la Universidad Politécnica de Madrid. Consultor de profesión, analista técnico de devoción. Enamorado de los mercados bursátiles y de la Teoría de las Ondas de Elliott. Fundador de la web La Bolsa de Psico