0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 0 0 Flares ×

Un huracán es una tormenta tropical con fuertes vientos que circulan alrededor de un área de baja presión. Cuando la velocidad de los vientos llega a las 74 millas por hora (unos 110 Km hora), la tormenta se clasifica oficialmente como un huracán.

El ojo es la región central y más calmada de los ciclones tropicales fuertes. Es un círculo de entre cuarenta y sesenta y cinco kilómetros de diámetro. En él que la presión barométrica es hasta un quince por ciento inferior a la exterior. Se dice que dentro del ojo del huracán, todo permanece ajeno a los fuertes vientos.

Así, cuando un huracán llega a un lugar con todo su potencial de destrucción, llega un momento en el que la situación se calma y parece que lo peor ha pasado. Sin embargo, ese momento es muy peligroso, ya que lo que está sucediendo es que está pasando el ojo del huracán, y la calma dura poco hasta que llega la pared del ojo. Los que pensaban que todo había acabado se encuentran con la sorpresa de que el huracán vuelve con toda su virulencia.

En todo este huracán que estamos tenido en forma de crisis inmobiliaria – subprime – financiera – económica, hemos tenido momentos en los que hemos visto situaciones muy complicadas. Bancos americanos cayendo. Otros teniendo que ser salvados en el último momento. Bancos europeos en dificultades. Indicadores económicos mostrándonos la cercanía de la recesión. Inflación por las nubes. Y, sobre todo, caídas y desplomes generalizados en las bolsas.

Sin embargo, tras las medidas tomadas por las autoridades americanas y europeas para salvar al sector financiero, parece que estamos viviendo momentos de más calma. Lo podemos comprobar con la bajada del VIX que llegó a pasar de los 76 y que hoy ha cerrado a un nivel de 52,67. Pero no debemos bajar la guardia, ya que el huracán sigue acechándonos, y lo que podemos estar viendo es el ojo del huracán. Porque este dato del VIX, aunque haya bajado un 31%, aún está en niveles increíblemente altos.

En próximos días actualizaremos nuestro escenario, tanto para el Ibex como para Euro Stoxx, pero lo más probable es que sigamos dentro de la onda 3 del movimiento bajista, lo que quiere decir que aún debe concluir esta onda antes de que tengamos una subida para formar la onda 4 y luego tengamos la onda 5 que nos lleve aún más abajo. Es decir, que el huracán continúa con nosotros y debemos andarnos con cuidado.

Si nos fijamos en el Dow Jones, vemos como a muy corto ha formado una directriz bajista que actúa como resistencia y en la que hoy justo ha cerrado. Podemos también ver como se ha formado una directriz inferior de soporte, en lo que podría ser un triángulo a corto. Mucho ojo si se rompe por arriba porque nos daría una proyección de subida muy importante, de casi 3.000 puntos. Pero hay que tener en cuenta que los triángulos simétricos suelen ser figuras de continuación de tendencia, con lo que lo normal sería romper por abajo. Sin embargo, tengamos en cuenta que las directrices están formadas por solo dos puntos (con el cierre de hoy, la de arriba tendría tres), lo que le quita algo de validez a la figura. De cualquier modo, si se rompe por arriba, entonces la situación mejoraría a corto, y nos plantearíamos la continuación del rebote.


Si nos fijamos en el Euro Stoxx, vemos también la formación de una figura similar, solo que el cierre ha estado un poco por debajo de la directriz. Además, el cierre está casi en el 61,8% de Fibonacci de la caída desde los máximos del día 14 de este mes. Mañana también estaremos muy atentos a una posible rotura por arriba, ya que nos podríamos ir a la parte alta del canal bajista si se rompe, aunque antes deberíamos romper la directriz marcada en verde.


Pero si nos fijamos en el gráfico de 30 minutos de Euro Stoxx, podemos ver, aparte de que el cierre de hoy está más o menos a la altura de la directriz bajista y del 61,8% de Fibonacci de la caída desde los máximos del día 14, como se está siguiendo una directriz alcista muy clara (marcada en azul celeste). Pero por arriba también tenemos otra directriz de resistencia marcada en el mismo color, que podría formar una cuña ascendente. Esta figura (que está acompañada con el volumen, de momento, ya que está llegando a su vértice donde tiene que romper y lo está haciendo con volumen decreciente) suele ser una figura de continuación bajista y más cuando viene tras un movimiento bajista, como es el caso. Si se rompiera por abajo, como debería ser si se cumple la figura, y se hace con gran volumen, podríamos ver bajadas de unos 250 puntos. Por ello, estaremos muy atentos para ver si esta figura se cumple o si, por el contrario, se rompe por arriba. Y, estaremos muy atentos al volumen para intentar confirmarla.


El Ibex también presenta una figura similar a corto, pero es muy probable que mañana en la apertura se pueda romper por arriba, visto el cierre de los americanos de hoy. Pero debemos fijarnos si se rompe al cierre o no, ya que tenemos también cercano el nivel del 50% de Fibonacci de la caída desde los máximos de primeros de Octubre. Si se rompe por arriba, nos fijaremos en las directrices marcadas en verde claro y oscuro como posibles objetivos del rebote.


Mañana, si los asiáticos no lo impiden, toca apertura al alza, y luego veremos hasta dónde llegamos. Vamos a fijarnos en el futuro de Euro Stoxx, que abre antes que nosotros. Si logra romper por arriba esa posible cuña, entonces podríamos ser más optimistas. Pero si se rompe por abajo (y antes de nuestra apertura debe romper por alguno de los dos sitios), entonces mucho ojo, ya que podríamos irnos hacia abajo.

Así pues, mucha atención a mañana, para ver si se rompen por arriba las figuras señaladas o si, por el contrario, nos vamos hacia abajo para buscar apoyo en la parte inferior de los triángulos.

Y mucha atención porque el huracán sigue ahí y moviéndose de USA hacia Europa, con noticias día sí, día también sobre bancos europeos e inyecciones de las autoridades sobre ellos.

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 LinkedIn 0 0 Flares ×
Opt In Image
¡Suscríbete!
Y llévate gratis el eBook

No te preocupes, a mí tampoco me gusta el SPAM 🙂

MaloPobreNormalBuenoExcelente (Sin votos)
Cargando…
AVISO/DISCLAIMER
La Bolsa de Psico no constituye una oferta ni solicitud de compra o venta de valores , por lo tanto, no se responsabiliza de las consecuencias de su uso y no acepta ninguna responsabilidad derivada de su contenido. Igualmente, no se responsabiliza de las opiniones o sugerencias expresadas por terceros en los comentarios.
gplus-profile-picture
Escrito por José Carlos Estévez García
Ingeniero de Telecomunicación y Máster en Administración y Dirección de Empresas por la Universidad Politécnica de Madrid. Consultor de profesión, analista técnico de devoción. Enamorado de los mercados bursátiles y de la Teoría de las Ondas de Elliott. Fundador de la web La Bolsa de Psico